Archivo

Los pasados 17 y 18 de enero se ha celebrado en la casa jesuita de Villagarcía de Campos (Valladolid) el IX encuentro de co-formación jesuitas-laicos, que ha sido el último de la provincia de Castilla, antes de la integración de provincias de junio y que llevaba por título “Nueva provincia, nuevos modos, nueva evangelización”. En total 123 personas participaron en el mismo, de ellos algo más de 60 eran laicos/as y el resto jesuitas.

En su presentación el provincial de Castilla, Juan Antonio Guerrero SJ indicó que con esta cita se buscaba “esta conversación auténtica de compañeros y amigos por el bien común”, para la que “todavía necesitamos formarnos” y avanzar en los “discernimientos” conjuntos, así como “atender a los nuevos escenarios de la Evangelización (…) nuevos lugares y nuevas formas de estar”.

Durante el encuentro hubo una conferencia de Abel Toraño SJ sobre el recorrido histórico de la colaboración con los laicos en la iglesia desde el Concilio Vaticano II y en la historia de la Compañía de Jesús, para acabar con la colaboración en este contexto de triple novedad: la nueva provincia de España, las Plataformas Apostólicas (PAL) y la Nueva Evangelización.


A continuación dos laicos dieron su testimonio sobre cómo han vivido desde su experiencia esta colaboración. Almudena Egea, trabajadora del colegio Nª Sª del Recuerdo desde su cercanía a la Compañía desde su infancia, a lo largo de su formación en la fe y ahora desde el ámbito profesional. Y Luis Arancibia, director adjunto de Entreculturas, desde su labor en esta ong de la Compañía que le ha permitido convivir a jesuitas y a obras de numerosos lugares del mundo.
También hubo ratos largos para las reuniones por sectores (Educación, Pastoral, Acción Social…) y también por Plataformas Apostólicas. El encuentro se cerró con una mimada eucaristía y la posterior comida. A lo largo de la jornada surgieron muchas e interesantes reflexiones e ideas. Entre ellas, destacamos éstas:


-Existe un profundo agradecimiento de los laicos a la Compañía de Jesús por todo lo que los
jesuitas les han influido en sus vidas, en su fe, en su formación humana y espiritual...

-La colaboración ha avanzado en los últimos años y estamos en un momento de búsqueda de conversación auténtica de compañeros y amigos en el Señor que buscan el bien común.

-Debemos estar atentos a la novedad radical que trae el Señor.

-Cada uno de nosotros hemos sido invitados por el Señor a esta colaboración, que es un encuentro.

-La colaboración es para la misión, no de la Compañía, sino del Reino.

-Todavía necesitamos formación y mayor discernimiento en común y el reconocimiento de nuestras debilidades nos ayuda a avanzar en la colaboración.

-Cuando somos comunidad que discierne nos multiplicamos.

-Sentimos que estamos en un tiempo nuevo.

También hubo críticas constructivas sobre lo que ha sido y está siendo esta colaboración. Por ejemplo, se lamentó que nos estemos perdiendo la colaboración de personas deseosas de hacerlo y también dejando perder muchas potencialidades de otras que ya están colaborando; se afirmó que de cara a fuera solemos pecar de ir pisando fuerte; se lamentó que a los laicos les cueste tanto dejar marchar a los jesuitas a sus nuevos destinos; y se insistió en el que es imprescindible cambiar actitudes por parte de muchos para poder seguir avanzando en esta colaboración.

Accede una selección de fotos en esta galería.

¡Atención! Este sitio usa cookies y tecnologías similares.

Si no cambia la configuración de su navegador, usted acepta su uso. Saber más

Acepto